El Salvador registró la cifra de contagios más altos hasta el momento. Según las cifras oficiales, solo el día de ayer se detectaron 375 casos nuevos de COVID-19.

El ministerio de Salud también informó sobre 8 fallecidos a causa del virus. Todos eran del sexo masculino. Tres de ellos se encontraban en el rango de los 70 a 80 años, dos eran mayores de 80 años, uno estaba en el rango de los 30 a 40 años, y dos más eran del grupo etario de 40 a 50 años.

En el país, la pandemia ha afectado más al sector masculino. Según las cifras oficiales se contabilizan 7,249 casos confirmados. Mientras que en el sector femenino se han registrado 5,333.

El pasado 12 de julio la cifra de contagios diarios superó los 300 y las cifras más alta han sido las de los días 14 y 19 de julio con 342 y 361 casos positivos de COVID-19, respectivamente.

Las cifras globales indican que en El Salvador se han registrado 12,582 casos confirmados; 5,265 casos activos; 11,896 casos sospechosos y 352 muertes.

Exigen datos reales de la pandemia

Además, el presidente del ente colegiado, Miltón Brizuela, explicó que una cuarentena estricta no vendría a contribuir en bajar la curva de contagios porque necesita de otras medidas complementarias para tener efecto, como la focalización de la estrategia y “una vigilancia epidemiológica activa la cual tiene que ser en las comunidades que es donde se vencen las pandemias”.

El Colegio Médico ha insistido en que los datos oficiales deben ser confiables, con transparencia, para poder medir el impacto de la pandemia.

Adán Montes, del Observatorio Médico Covid-19, del Colegio Médico, consideró que fue buena la decisión del Ejecutivo de aplazar la etapa 2 de reactivación de la economía porque dado la curva epidemiólogica del país no es recomendable expander las posibilidades de contagio.

La duda de la validez de las cifras oficiales toma más fuerza porque el Índice de Transmisión de la Enfermedad (Rt o Ro), de acuerdo con los datos oficiales era de 1.33, según declaraciones dadas por Rolando Masis, el pasado 3 de julio,lo cual contrasta con la realidad de las clínicas saturadas de pacientes con sospecha de COVID-19 en hospitales y unidades de salud, desde hace casi un mes.

El índice se refiere a cuántas personas puede infectar una persona portadora del virus.

Según el cálculo hecho por el epidemiólogo, Roberto Vidrí, actualmente el índice de infección va en aumento y en un lapso de 15 días pasó de 1.21 a 1.76 de transmisión de la enfermedad.

Con información de El Salvador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *